A diferencia del aceite, la semilla de esta planta es altamente tóxica. (Foto: Especial)

¿Para qué sirve el aceite de ricino?

Te decimos cuáles son sus bondades en el área dermatológica
Darinka Gómez | El Universal
26 Noviembre, 2019 | 10:00 hrs.

El aceite de ricino se extrae de la planta del mismo nombre, la cual pertenece a la familia  Euphorbiaceae.

Si bien las semillas de esta planta son altamente tóxicas, el aceite no representa ningún riesgo en este sentido y se le atribuyen varios beneficios para la salud

La planta de ricino se da únicamente en zonas tropicales debido a que es una planta que no sobrevive a los climas fríos. 

Las principales propiedades del aceite de ricino se relacionan con sus efectos en el estómago y también en el área cosmética por sus beneficios en el cuidado de la piel, tal como explica el estudio "Fisiológico y medicinales. Propiedades del aceite de ricino”. 

La investigación, realizada por científicos de la Universidad de Tabriz y de la Universidad Urmia en Irán, señala que el ácido ricinoleico es el componente más importante del aceite de ricino y al que se le atribuyen sus propiedades. 

El aceite de ricino tiene una variedad de efectos en el tracto gastrointestinal, entre los que destacan su acción laxante y purgante

Durante muchas generaciones, éste fue el principal uso medicinal popular que se le dio al aceite; sin embargo, en la actualidad, es más buscado por sus efectos en el área de la belleza.  

De acuerdo con la investigación, los usos del aceice de rinicno en el área dermatológica, de manera tópica, incluyen la eliminación de verrugas genitales superficiales, quistes, juanetes y callos.

Este aceite también se usa para el tratamiento de infecciones de la piel y tiene propiedades curativas de heridas debido a que el ácido ricinoleico inhibe el crecimiento de muchas bacterias, virus, mohos y levaduras.

Además de estos usos al aceite de ricino también se le han atribuido propiedades para el crecimiento de las pestañas; sin embargo, según señala el dermatólogo Francisco Esquivel, no existen estudios científicos que confirmen al 100% éste beneficio. 

“Aunque no existen aún estudios específicos sobre su beneficio en esta zona sí existen otros por lo que se le ha atribuido al aceite de ricino la propiedad de hacer crecer las pestañas. Por ejemplo, hay un estudio que demostró que este aceite mejora el brillo del cabello”.

Por otro lado, el especialista también comenta que existen otro estudio en el que se encontró que el aceite inhibe la prostaglandina D2, una hormona que ha sido asociada a la calvicie

“En este sentido más que favorecer el crecimiento el aceite, podría evitar la caída de la pestaña y mejorar su brillo. Por otro lado se sabe que el ácido ricinoleico es muy hidratante, lo que también puede ayudar a mejorar la salud de la pestaña”, explica. 

Sin embargo, expresa el médico, “todo lo anterior sería únicamente hipótesis que aún no cuentan con un sustento científico”.

Aunque el especialista señala que un médico no podría recomendar su uso, al no ser un producto estéril, Esquivel comenta que si, a pesar de ello, una mujer desea utilizar este remedio sería recomendable que primero realice una prueba en su piel para verificar que no sea alérgica. 

“Es muy importante que primero verifiquen que no tengan alguna reacción alérgica antes de colocarlo en sus pestañas y que siempre cuiden que el aceite no entre en contacto con su ojo. Hay personas que pueden ser muy sensibles de la piel por eso deben tener cuidado con ello”, agregó. 

QUÉ DICEN LOS USUARIOS